El ojo perezoso o medicamente llamado ambliopía, es la baja visión de uno de los ojos debido a que éste no se desarrolla correctamente y no puede trabajar junto al cerebro de forma correcta.

Cuando un ojo desarrolla una buena visión y el otro no, el cerebro tiende a ignorar al ojo “débil” para no tener conflicto respecto a las imágenes que recibe, por esto se le llama Ojo perezoso.

La ambliopía es un padecimiento que se origina en la infancia, pero es muy difícil de detectar, ya que un niño no será consciente de tener un ojo débil,  por lo cual los padres y maestros deben estar atentos ante síntomas que puedan evidenciar la presencia de ojo vago, por esta razón, los niños de 3 y 4 deben tener una examinación frecuente, con el objetivo de detectar tempranamente cualquier anomalía.

La ambliopía aparece debido a que la ruta nerviosa del ojo al cerebro no se desarrolla, algunas veces se da por causa genética pero existen otras causas:

  • Estrabismo, es la causa más común del ojo vago, los ojos están desalineados por lo cual mandan señales diferentes al cerebro, éste apaga el ojo malo y utiliza solo el mejor ojo, por tanto, el ojo ignorado no se desarrolla adecuadamente.
  • Errores refractivos: cuando el niño presenta algún error refractivo como hipermetropía, miopía o astigmatismo, con graduaciones altas, la ambliopía puede aparecer y es muy difícil detectarla ya que el niño no percibirá la diferencia entre un ojo y otro.
  • Parpado caído, casos graves de ptosis palpebral pueden causar ojo perezoso ya que no existe un correcto funcionamiento de los ojos.
  • Cataratas, la visión opaca que provoca una catarata va a interferir en el correcto desarrollo del ojo.

El tratamiento para la ambliopía es mucho más efectivo y sencillo si se inicia antes de los 7 años de edad, en esta etapa el sistema visual de los niños cambia vertiginosamente y continúa desarrollándose pero también es más flexible y el problema puede resolverse satisfactoriamente.

Para tratar el ojo perezoso inicialmente se debe tratar el problema de fondo; si existen cataratas, la cirugía para retirarlas en fundamental, después de ésta se tratará la ambliopía. Si el conflicto se da por un error refractivo, lo ideal es primero tener los lentes adecuados.

No se necesitan pruebas especiales y complicadas para detectar el ojo perezoso, el especialista realizará un examen completo y con base en eso indicará el tratamiento, el cual puede ser:

Uso de gotas: Una gota en el ojo bueno que provocará la vista nublada, forzará al ojo malo a ser usado, es decir, estimulará la visión del ojo débil, a mejorar su conexión con el cerebro y a desarrollarse correctamente.

Uso de parche: Cubrir el ojo sano con un parche estimulará el desarrollo del ojo débil, la visión mejorará por completo, este tratamiento puede durar semanas o meses.

Es importante atacar el problema en cuanto sepan que un niño padece de ojo perezoso, ya que con el tiempo la esperanza de obtener buenos resultados se reduce y puede provocar mala visión de por vida.

 

¿Tienes alguna duda? Escríbenos

comunicacion@verbien.org.mx

 

Referencias:

https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/001014.htm

https://nei.nih.gov/health/espanol/amblyopia/amblyopia

http://www.imo.es/patologia/ambliopia-u-ojo-vago/